Home

El célebre y polémico libro de Peter Wright fue publicado en España en 1987, con tal éxito que se siguieron otras ocho reediciones hasta el año siguiente. Se tituló: Cazador de espías, y fue Ediciones B quien se hizo con los derechos en lenguas castellana. Ya jubilado y residente en Australia, el ex director adjunto del contraespionaje británico escribe sobre  la ineficacia y la permeabilidad a la penetración soviética del MI-5. Denunció en la obra complots contra grandes líderes políticos y dejó al descubierto filtraciones y procedimientos ilegales, práctica común de este organismo. La primera ministro Margaret Thatcher provocó un terrible escándalo al empeñarse personalmente en que Cazador de espías fuera prohibido, anteponiendo la “seguridad de los secretos de Estado” a la libertad de expresión.

Más allá de la polvareda, el libro constituye un relato muy profesional y realista sobre las dificultades y problemas específicos de un servicio de contraespionaje. Buena parte del relato se centra los años 50 y 60 del siglo XX, y aunque a priori los procedimientos y técnicas puedan parecer muy primitivos, a veces nos sorprende la veteranía real de algunos de ellos, que damos por novedosos. Además, la obra ilustra muy adecuadamente sobre los entresijos de las relaciones corporativas en un organismo de inteligencia ya mítico. Un trabajo de desmitificación necesario y lleno de detalles técnicos.

Anuncios